Empieza HOY a crear la vida de tus sueños,  con resultados reales
Empieza hoy a crear la vida de tus sueños,  con resultados reales.

5 FORMAS DE MEDITAR SIN MEDITAR

img_4689-1.jpg

Durante un tiempo de mi vida, luché contra un motor interno que producía un flujo constante de pensamientos negativos. Busqué alivio de muchas formas y a menudo me llegaba que la meditación tenía una poderosa clave para mi verdadera felicidad. Pero cada vez que me sentaba en posición de loto e intentaba despejar mi mente de pensamientos, me inundaban más.

Después de varios años de práctica diaria he llegado a comprender que la meditación no va de ponerse ropa cómoda, una almohada especial, incienso, velas o mantras. Se trata de atraer tu atención al momento presente y fuera de tu mente parlanchina.

La principal forma de hacerlo es a través de la respiración. Las respiraciones profundas envían oxígeno relajante al cerebro. También activan el sistema nervioso parasimpático, que es responsable del descanso y la recuperación.

Sentarse en silencio con los ojos cerrados y concentrarse en algo como contar la duración de tus respiraciones, ayuda al cerebro a deslizarse hacia la onda alfa relajante, y eso trae una cascada de beneficios para la salud que van desde la reducción de la inflamación para reducir el envejecimiento. La calma, el enfoque, el optimismo y la inteligencia emocional.

Te propongo cinco técnicas simples para comenzar si no te gusta la meditación:

1. Respiración básica.

Esta es una técnica de respiración consciente que te ayudará a evitar que la mente se desvíe a pensamientos estresantes. Puedes hacer esto en cualquier lugar, notarás los beneficios calmantes en unos minutos. Solo respira de manera uniforme y lenta contando hasta 5 durante cada inspiración y cada exhalación. Si llegas al número 8, 10 o 15, sabrás que tu mente ha vagado, y puedes volver a contar durante las exhalaciones solo hasta el número 5. También puedes mantener tu mano izquierda sobre el corazón si la sensación de los latidos te ayudan a concentrarte en tu respiración.

2. Apretar y relajar.

Aprieta y relaja cada músculo de tu cuerpo tan fuerte como puedas tumbado con los ojos cerrados. Aprieta los dedos de las manos y los pies, los músculos de las piernas hasta las caderas, el vientre, aprieta los puños y levanta los hombros hasta la cabeza. Sólo tienes que mantener unos segundos y luego soltar y relajar completamente. Haz esto dos o tres veces. Tendrás una mayor conciencia del cuerpo y te sentirás más relajado y presente.

3. Respiración cuadrada.

Imagina que estás dibujando un cuadrado en el aire. Imagina la línea ascendente de un cuadrado en el aire mientras inhalas lentamente contando hasta 4 y continúa con los demás lados contando hasta cuatro en cada uno. Repítelo varias veces.

4. Usa los cinco sentidos.

Cuando te concentras en tus cinco sentidos (tacto, gusto, oído, olfato y vista), conectas con tu cuerpo, te das espacio para notar las sensaciones que ocurren en ese mismo momento y se da un descanso mental. Puedes usar aceites esenciales para el olfato, golosinas para el gusto, fotos para la vista, algo suave para el tacto y tu música favorita para el sonido. Baja el ritmo de tu respiración y concéntrate en cada uno de tus sentidos, uno a la vez. La clave es captar cada sensación lentamente, con atención y sin prejuicios.

5. La respiración del vientre.

Tumbado, coloca tus manos sobre el vientre. Respira lenta y profundamente, imagine la respiración llenando tu abdomen empujando suavemente hacia afuera mientras se llena de aire con cada inhalación, y vacía el aire con cada exhalación. A menudo respiramos de manera opuesta a esto: chupando nuestros vientres cuando inhalamos y empujándolos cuando exhalamos. Al imaginar que nuestras barrigas se llenan de aire con cada inhalación, podemos maximizar la cantidad de oxígeno que llevamos a nuestros pulmones.

Al igual que entrenamos nuestros cuerpos, entrenamos nuestras mentes con práctica y dedicación regulares. Y aunque te parezca que los resultados no son visibles, lo son, de manera más sutil pero definitivamente claros y satisfactorios.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Un mensaje biotiful para ti.

Nuestras novedades y promociones directas a tu bandeja de entrada

Al hacer clic en «Registrarse», doy mi consentimiento para que Biotiful365 recopile y almacene de forma segura estos datos, tal como se describe en la Política de privacidad de Biotiful365. Utilizaremos la información que proporcione en este formulario para estar en contacto con usted y proporcionarle actualizaciones y marketing. Entiendo que puedo modificar o eliminar mis datos en cualquier momento.